sábado, septiembre 01, 2007

Chile merece más. 2 de Septiembre de 2007.

Puntualizaciones, por Mario Montes.

Somos orgullosos de nuestros ancestros, sean estos los originarios, formados por los Mapuches, Diaguitas, y otras etnias autóctonas, o por los españoles u otras razas llegadas a nuestro novel País, conformando la raza chilena.

Nos sentimos plenamente representados por aquellos que lucharon y dieron la vida por obtener la independencia y legarnos la libertad del Imperio Español, a la vez que rendimos tributo a quienes dieron forma a la Patria.

Nuestros héroes de guerra merecen nuestro agradecimiento por su entrega y valor, a la vez de considerarlos un ejemplo inolvidable que debiera ser imitado por las generaciones actuales.

Somos agradecidos de quiénes viendo la Patria en peligro de disolución y con el Estado de derecho amenazado, dejaron de lado su tranquilidad y reconstruyeron el país moral, social, institucional y económicamente.

Todos estos sentimientos, que por razones obvias son de satisfacción, se ven entristecidos al ver que el país ha involucionado en estos últimos años, de concertación, cimentando la injusticia social.

No nos gusta lo que vemos, no nos satisface la incapacidad ni la falta de amor patrio de nuestros Gobernantes, nos duele la institucionalización de la injusticia, nos preocupa la falta de expectativas populares.

Nos preocupa la falta de Justicia con que se procesa a los uniformados, dejando en suspenso las garantías de igualdad y debido proceso que establece nuestra Constitución Política del Estado.

Nos inquieta ver que la educación, la salud, el empleo digno, la seguridad ciudadana, la movilización colectiva, la vivienda digna, la situación de los ancianos, las relaciones internacionales, se encuentran deterioradas de manera inaceptable.

Nos intranquiliza de sobre manera constatar que el Estado es ineficiente al momento de invertir los recursos de la ciudadanía y que hemos llegado al absurdo, moralmente inaceptable, de tener un fisco rico y una ciudadanía pauperizada.

Consideramos atingentes estas puntualizaciones por motivos diversos, uno, importante, porque no queremos ser cómplices del deterioro nacional, y dos, porque nos preocupa un posible estallido social provocado por la “sordera” oficialista a los problemas populares.

Nos altera constar que hemos aprendido poco de nuestra historia, sobre todo de los hechos recientes, y que nos arriesga a repetir las situaciones de dolor que hemos vivido. Nos subleva la falta de respeto permanente de las autoridades, que tratan se seguir engañándonos.

Esperamos que estas “puntualizaciones” nos lleven a reflexionar, pues nos parece irracional que sigamos tratando de tirar bajo la alfombra las realidades y tendiendo cortinas de humo que descontextualicen las verdades.

UN NUEVO GOBIERNO CONCERTACIONISTA SERIA UNA PESADA CONDENA PARA EL PUEBLO CHILENO

Seríamos todas reinas (reyes), por Hernán Felipe Errázuriz.

En Chile, todo político que se respete a sí mismo piensa ser Presidente de la República. Adivinas, aduladores y egolatrías suelen contribuir a esos sueños. Pero, oficialmente, no hay candidatos, aunque más de una decena está en campaña encubierta, y muchos otros en la secreta espera de reemplazarlos. Como casi todos dejan de reconocer sus candidaturas, las falsas negativas pasan a ser socialmente aceptables. Antes de admitir públicamente sus postulaciones, el pololeo es largo y a escondidas, "que no se sepa". El anuncio se hará en un estado avanzado del embarazo, y previa la bendición de dirigentes de los partidos y, si son oficialistas, del Presidente o Presidenta. Todos intentarán demorar al máximo la competencia, por temores de perder relevancia.

Extraña república, extraños candidatos y extraño sistema político, porque ya sabemos quiénes están en el ruedo. La gran incógnita es sólo quién resultará elegido.

En Estados Unidos ocurre lo contrario. Quienes aspiran a la Presidencia no esconden sus ambiciones. Los interesados mueven sus colitas varios años antes de la elección presidencial. Allí nadie se disculpa por anticipar las campañas. Tampoco se les ocurre esperar la unción de los dirigentes partidistas ni, menos, el parecer del Presidente en ejercicio. No hay pretensiones ocultas, y ninguno afirma que está disponible "si me lo piden". Lo que importa es el trabajo y las capacidades personales para atraer a los electores y a los financistas.

En Estados Unidos, la recta final de la carrera presidencial ya comenzó, y con mayor impaciencia que nunca. El país está polarizado, y 23 estados (incluyendo Nueva York y California) quieren anticipar sus primarias para el martes 5 de febrero (martes tsunami) y así evitar la desproporcionada influencia de las de Iowa y New Hampshire, dos estados con escasa población, pero que, por la antelación de sus resultados, tienen una influencia exagerada, casi supersticiosa en los demás.

La campaña es larga e impredecible. Las candidaturas pueden hundirse, las circunstancias políticas son dinámicas, ocurren eventos inesperados que cambian las percepciones, y hay temas dominantes, como Irak, que podrían tener otro desenlace.
Lo que está claro es que, por el momento, el 50 por ciento de los electores votaría por los demócratas, y sólo el 35 por ciento por los republicanos.

Al igual que en Chile, el proceso es caótico, fluido y de resultados inesperados, pero sin nuestras hipocresías de aspiraciones escondidas con candidaturas no oficializada.

Un comentario diferente, por Patricio Grez de Heeckeren.

Vladimir Escalona, a quien le gusta respaldar a mi Gordis solo día por medio, está muy amostazado pues había apostado que el llamado de su compañero Martínez a ocupar las calles e incendiar Smogtiago por los cuatro costados sería la ocasión de oro para acelerar la revolución socialista que añora íntimamente desde su infancia. Pero la intentona violentista hizo el ridículo mas lamentable, se chingó el petardo, no salieron a las calles los 6 millones de chaaaajaooores con banderas rojas y el puño en alto, nada de eso pasó, al contrario, fueron solo las minorías termocefálicas de siempre, incluyendo a Stalin Navarro quien debiera ser constitucionalmente despedido del Senado por no hacer su pega y andar revolviendo el gallinero, que es lo único que sabe hacer aparte de copy/paste desde Wikipedia.

Es cada día mas claro que el aparato estatal se ha sobredimensionado y que sus tejidos adiposos han abarcado áreas que no le son propias. Este estado de cosas se nos hace insoportable para los ciudadanos contribuyentes, ya que nunca el todopoderoso Estado retrocede con sus tentáculos que abarcan campos cada vez más amplios, al tiempo que se descuidan las funciones centrales en cuanto a la protección de derechos de los ciudadanos a trabajar tranquilos y circular por nuestras ciudades. La comparación con el clima reinante durante la UP es inevitable, el Estado de Derecho y la institucionalidad son lentamente erosionados desde el propio gobierno socialista, es una realidad insoslayable que hasta las avestruces mas escapistas están empezando a reconocer.

En este cuadro le cabe a la DC una responsabilidad inmensa, al interior de la Coalición de Izquierda, antes y después de estos eventos increíbles, ha sido la voz de mi querida Cholsito la única razonable, la única moderada, la única leal. Yo entiendo perfectamente la vocación de la DC por mantenerse en el poder, para eso están los partidos políticos, para estar en el poder. Pero también hay que hacerlo desde las ideas, desde la responsabilidad, desde la lealtad, alejada de la retórica populista, demagógica y rupturista de los socialistas. Y por eso nunca pierdo las esperanzas, la DC tiene que abandonar una coalición donde ya no pertenece y unirse a la gran mayoría de chilenos que llevaremos a la Alianza al gobierno el 2009.


Hechos y no Palabras, por Mario Montes.

Grandes esfuerzos se han realizado para vendernos una concertación exitosa, un Ricardo Lagos estadista y una gran preocupación por los más desposeídos. Con el fin de terminar con una mitología engañosa tomaremos algunos “planes estrella” de los últimos años, que a nosotros nos llevan a concluir que son simplemente unos fiascos o unas verdaderas estafas a la fe pública.

Autopistas licitadas: El estado dejó de invertir en rutas por las que nos ha cobrado tributos durante años, las vendió a privados que hicieron algunos arreglos, lo que implica que debemos seguir pagando por su uso durante muchos años más. Buenas rutas para los que pueden pagar, lucimiento para los gobernantes con obras que no han hecho y la segregación de los sectores más humildes de la población.

Educación: Una inmensa inversión que casi cuadriplica los gastos, al menos cinco reformas al sistema, para obtener como resultado un evidente retroceso en el rubro que implica una involución que “asesina” los sueños de los jóvenes y mantiene en condiciones deplorables al magisterio.

Salud: A pesar de las inmensas inversiones en el sector, la población se encuentra mucho más desprotegida. El plan AUGE, como lo confirma la Contraloría General de la República, es un fiasco, que mantiene largas listas de espera, se sigue abusando de los profesionales de la Salud , un sistema de control y seguimiento de los pacientes, deficiente, que hasta pone en riesgo la vida de los usuarios. Médicos que operan en horarios funcionarios y cobran doble remuneración por las intervenciones.

Ferrocarriles del Estado: Todavía no se apagaban los ecos “poéticos” con que Lagos inauguró el ferrocarril al sur y ya dejaban de funcionar. Se compró material rodante reacondicionado, con altísimos sobreprecios. Como resultado, seguimos sin transporte ferroviario, mientras EFE acumula miles de millones de pesos en pérdidas, existiendo serias dudas sobre la honestidad de la administración.

Transantiago: Una vergonzosa planificación, Gobierno de Lagos, que sub-dimensionó la cantidad de buses necesarios, haciéndose los lesos con la construcción de la infraestructura imprescindible. Una puesta en marcha absurda y despreocupada de la gente, Gobierno de Bachelet, que terminó con el descanso y vida familiar de los trabajadores, llevó a la Capital al caos y que subsiste sólo por la vía de los subsidios, que a Moya han significado poner miles de millones de pesos.
Seguridad Ciudadana: Mucho ruido con la contratación de miles de policías, la compra de millares de vehículos motorizados, para que la población se sienta cada día más desprotegida y los lugares públicos sean copados por las mafias delictuales y los traficantes de drogas.

Obras Públicas: Las rutas nacionales se encuentran en un estado calamitoso, obras realizadas con gran parafernalia, como la repavimentación de la Alameda o algunos puentes, colapsaron dejando inmensas pérdidas materiales y un inmenso costo financiero para el Estado y un siniestro costo en vidas humanas. El ejemplo vergonzoso del puente de Aysén, prometido por el Gobernante y su candidata a la sucesión, resultaron ser sólo “voladores de luces” para engañar al pueblo.
Trabajo: Como los hechos son porfiados, a pesar de las exitistas cifras entregadas por el oficialismo, continúan habiendo en Chile medio millón de cesantes y una inmensa falange formada por millones de personas que escasamente obtienen el sueldo mínimo como remuneración. Resulta una ironía hablar del País rico que nos muestra la macroeconomía, mientras vemos las apremiantes necesidades de los pobres que escasamente subsisten con una micro-economía mal manejada.
En esta breve pincelada creemos haber desnudado la esencia sólo publicitaria de nuestros gobernantes, una manifiesta incapacidad, una permanente improvisación, grandes actos de corrupción y una política permanente de engaños para “apernarse” en la Administración del Estado.
Como agravante, queremos destacar que se ha jugado con las esperanzas del pueblo, se ha expropiado los sueños de los jóvenes y manipulado las necesidades de los viejos. Pensamos, que lo descrito constituye una afrentosa, masiva y abusiva trasgresión a los derechos humanos de los chilenos.
Los concertados se han instalado en el Olimpo, claro son cada día más poderosos y ricos, desentendiéndose de ese Chile real que vivimos el resto de los compatriotas. Si bajaran al pueblo se darían cuenta de las inmensas insatisfacciones que existen y de las frustraciones que han provocado.

Archivo del Blog

Acerca de mí

Mi foto
Los pueblos que no se defienden seguramente pierden sus libertades. http://reaccionchilena.blogspot.com/