sábado, julio 03, 2010

LA HISTORIA SE CUENTA SOLAMENTE POR UN LADO, por María Ester Amenábar Araos





LA HISTORIA SE CUENTA SOLAMENTE POR UN LADO,

por María Ester Amenábar Araos

Después de escuchar nuevamente a la Agrupación de Familiares de Detenidos y Desaparecidos, vociferando descontroladamente al término de la audiencia con el Presidente de la República Don Sebastián Piñera Echeñique, el día 22 de Junio de 2010, quien las recibió con la mejor intención de conversar con ellas y escuchar sus planteamientos sobre el tema de derechos humanos, se han retirado del palacio con una odiosidad increíble, sólo porque no se les había aceptado sus planteamientos, que fueron expuestos con una agresividad verbal muy ofensiva, como acostumbran los comunistas.


Esta forma de expresarse de los marxistas es parte de su cultura para imponer sus ideas y planteamientos ideológicos, especialmente cuando se encuentran en desventaja ante un auditorio o interlocutor con una mayor capacidad intelectual.


Esta situación no es de extrañar, porque si analizamos la historia moderna, se puede comprobar que a partir del término de la II Guerra Mundial, los marxistas han eludido permanentemente realizar foros o seminarios filosóficos relacionados con la aplicación de la doctrina marxista en sus pueblos, con intelectuales del mundo occidental; porque los primeros eludían dicha actividad para no demostrar su mísera realidad cotidiana y la presión social que se ejercía sobre la población, fundamentalmente coartando la libertad, en todo sentido, a sus conciudadanos. En cambio, al mundo occidental no le interesaba mayormente desarrollar dichos foros, por no ser de interés social e intelectual de éstos, ya que ellos están más interesados en las doctrinas científicas, tecnológicas y/o económicas, que en las doctrinas filosóficas.


Producto de la caída del muro de Berlín y de todo el frente que separaba a los países ubicados detrás de la cortina de hierro, cuando la gran masa humana oprimida por el marxismo, huyó en dirección al occidente, en búsqueda de la libertad esencial del ser humano, curiosamente los chilenos que se habían asilado en dichos países de doctrina marxista y además aquellos que se habían refugiado también en la isla caribeña bajo el régimen cubano, ya habían utilizado todos los subterfugios legales o ilegales, - en que son expertos, - para arrancar de dichos regímenes, dado que la vida que en ellas se llevaba no les agradaba y menos el estar sometidos a la disciplina del partido y más aún, al no recibir los beneficios para una mejor calidad de vida en comparación a los jerarcas políticos del régimen marxista.


Al poco tiempo después, la mayoría había huido o se había trasladado a países occidentales, de preferencia europeos para usufructuar de los beneficios que recibían los refugiados, ya sea intelectuales, asistenciales y especialmente económicos, que les otorgaba un status social muy considerado en comparación a lo que tenían anteriormente y más aún en su propio país. Muchos refugiados chilenos no perdieron el tiempo y aprovecharon capacitarse intelectualmente para la recuperación del poder, pero guardan el más absoluto silencio de lo que tuvieron que sufrir bajo las condiciones iniciales que les otorgaban los países socialistas, en todo aquello que significaba la pérdida de la libertad, ya sea de vida o expresión.


Curiosamente, llama la atención que todos aquellos refugiados que regresaron nuevamente al país después del Régimen Militar, nunca han expuesto acerca de sus vidas en el extranjero y menos aún han aceptado efectuar foros en relación al sistema de vida de esos países y sobre las condiciones de respeto a los derechos humanos que a ellos se les imponía. También, no es de extrañar, que cada vez que Chile, quiere mostrar algún aspecto sobre el tiempo de la Unidad Popular, la izquierda lo elude inmediatamente y lo mismo sucede cuando se expone acerca del régimen cubano o de los países tras de la cortina de hierro, en la época que existía. Nadie se refiere a la gran sublevación de las naciones en dichos países y a las condiciones de vida que existían en ese entonces.


Cuando se realizó la mesa de diálogo durante el período del Presidente Lagos, se acordó en primer término, establecer las causas históricas que originaron la implantación del Gobierno Militar y luego entregar los antecedentes para juzgar a los supuestos violadores de los derechos humanos. Sólo se cumplió con lo segundo y aplicando toda la interpretación jurídica posible para favorecer a las víctimas, sin interesarles su pasado y los motivos de su detención, sino que, aplicar condenas a los militares, porque su único fin, es el lucro, para satisfacer sus necesidades económicas con la enorme indemnización y beneficios que reciben de por vida de parte del Estado chileno.


Este es el verdadero objetivo de los socialistas y de los marxistas: seguir aprovechando los beneficios económicos. El Museo de la Memoria, es otro instrumento más para ocultar la verdadera historia y solamente busca mantener su parcial versión del pasado, es decir, desde el 11 de septiembre del año 1973 en adelante, a fin de no perder el sustancioso ingreso que el sistema les otorga, habiéndose constituido en una profesión muy lucrativa para este estamento de la sociedad chilena.


Al finalizar, concluimos que las integrantes de la Agrupación de Familiares de Detenidos y Desaparecidos, sólo están cumpliendo con su labor para no quedar cesantes y así seguir usufructuando del Estado chileno.

Archivo del Blog

Acerca de mí

Mi foto
Los pueblos que no se defienden seguramente pierden sus libertades. http://reaccionchilena.blogspot.com/